Aguirre Jesus

El consejero de Salud, Jesús Aguirre.

Salud

Atención Primaria del SAS, un sistema colapsado por la incompetencia de sus dirigentes

Comparte este artículo:

Las consultas telefónicas provocan que el usuario tenga que contarle su dolencia a una administrativo, la cual decide si esa cita debe ser presencial o bien le pasa la información a un enfermero o a un médico, una práctica que vulnera 10 leyes sobre el principio de confidencialidad entre médico y paciente

Cuando se recorta en sanidad, solo queda tener fe en que no llegue una plaga y se lleve por delante al gigante con pies de barro. Pero llegó en forma de coronavirus. Y se le vieron las costuras al Sistema Andaluz de Salud con Miguel Ángel Guzmán a los mandos. Los epidemiólogos no dieron la voz de alarma a tiempo para practicar la prevención y la Atención Primaria (AP) se colapsó, como tantas otras cosas.

La Asociación Justicia por la Sanidad, que cuenta con más de 16.000 socios, está recibiendo cientos de quejas del mal funcionamiento de los centros de salud. Desde esta asociación se pone de manifiesto que gran parte de los motivos de este grave problema vienen de «la nefasta gestión y organización de las personas elegidas a dedo para ocupar cargos directivos en el SAS y en la propia Consejería de Salud». «Son médicos e incluso han podido ser gerentes de hospital, pero no saben de función pública ni de presupuestos ni de contratación ni cómo funciona una consejería», reza en el comunicado de Justicia por la Sanidad.

El origen del problema es la politización. Esos «problemas puntuales» de los que hablaba el consejero de Salud, Jesús Aguirre, en referencia a la Atención Primaria son, en realidad, problemas estructurales que tienen que ver con la partidocracia. «Tienen que colocar a gente de su partido, en este caso Partido Popular, que no tienen ni idea de gestión. Y eso no se puede hacer en plena pandemia, porque una mala gestión puede llevarnos a que se tengan que adoptar medidas sanitarias drásticas, es decir, otro confinamiento. Y la crisis económica sería tan grande que podría hundirnos aún más en la miseria», sentencian desde la asociación.

A todo esto, se añaden las peleas internas de los dos partidos gobernantes en Andalucía, PP y Ciudadanos. Según fuentes fidedignas, es falso que las consejerías que dirigen funcionen de forma coordinada. Se están poniendo piedrecitas todo el tiempo con el perjuicio subsiguiente para los andaluces.

Colocaciones arriesgadas

De esta manera, Aguirre y la cúpula de la Consejería de Salud está colocando de responsables en los Servicios Centrales del SAS a personas que han sido directivos de Hospitales, Distritos o Áreas Sanitarias, pero que no conocen el funcionamiento de la Administración de la Junta. De hecho, hay alguna subdirectora que desempeña un cargo que ha sido eliminado de la Relación de Puestos de Trabajo (RPT) o sin ocupar ningún puesto de la misma, lo que podría, en su caso, suponer una usurpación de función pública, sin que ningún sindicato lo haya denunciado.

Aunque los ciudadanos tienen que asumir que los centros de salud no pueden funcionar como antes al cien por cien debido a la pandemia, también es cierto que en el SAS no se está planificando nada y, desde la Avenida de la Constitución, ya vaticinan que en noviembre habrá un caos en la atención sanitaria.

Ha habido una relajación absoluta y una dejación de funciones por parte de los responsables políticos tanto del Gobierno central como de la Junta de Andalucía. Nadie se ha dedicado a poner orden y la improvisación ha sido el modus operandi imperante.

La instauración de la teleasistencia provocó los mismos pros y los mismos contras que la educación telemática: igual que muchos maestros se aprovecharon del confinamiento para no hacer nada (otros sí que trabajaron de lo lindo), muchos médicos también lo hicieron«. Se ha revestido con comodidad y promesas de eficacia y rapidez algo que es una aberración.

Como ningún responsable político ha querido estar encima, la gente se ha aprovechado. Y el caos en Atención Primaria ha sido el fruto de que los políticos se niegan a regular. De hecho, ninguna comunidad autónoma ha regulado la AP.

«Tenemos que silenciar el teléfono para poder atender a las personas que vienen presencialmente», confiesa una administrativo de un centro de salud

Este periódico ha podido saber que están llegando decenas de reclamaciones tanto al SAS como a la Consejería de Salud, porque la cita previa no está funcionando: si el usuario utiliza el programa ClicSalud+, solo tiene la opción de apuntarse a un día sin hora específica (la lista de espera es de entre 7 y 14 días), dar su número de teléfono y esperar a que, ese día, el médico le llame entre las 8:00 y las 14:00 horas. Aquí se da el caso de que hay facultativos que no llaman por saturación laboral (solo se ha cubierto el 20% del personal que está de vacaciones).

Peor lo tiene la gente que llama a Salud Responde, que en algunos casos tienen que esperar horas al teléfono hasta que se lo coge el administrativo. ¿Motivo? El mismo por el que los médicos no dan abasto, es decir, pocos efectivos para tanta demanda por falta de planificación de los de arriba. «Tenemos que silenciar el teléfono para poder atender a las personas que vienen presencialmente», confiesa una administrativo de un centro de salud del SAS, que tiene que pagar los platos rotos de la indignación del usuario por directivos incompetentes que no han cogido el toro por los cuernos.

Precisamente y ante el aluvión de reclamaciones, la Consejería de Salud y la Empresa Pública de Emergencias Sanitarias aumentan a partir del hoy el número de horas de operación en el servicio de Salud Responde, que estaba completamente saturado, que se gestiona desde Jaén. Este incremento será de 5.325 horas mensuales repartidas entre los meses de septiembre, octubre y noviembre, en previsión de un aumento de la demanda.

No se sabe si la ampliación de horas permitirá dar respuesta a la población andaluza, y que puedan gestionar todas las demandas un máximo de 69 operadores simultáneos en la sala de Jaén, con horario de 8:00 a 22:00 horas de lunes a viernes, y de 9:00 a 14:00 los sábados. ¿Dejarán de derivar a los pacientes al teléfono de los centros de salud y les gestionarán la cita de forma correcta? Esa incógnita se despejará en breve.

Colapso en las listas de espera para especialistas

Otro punto muy grave que afecta a la Atención Primaria en Andalucía es el colapso que sufren las listas de espera por no enviar a los pacientes a los especialistas, lo que está provocando que haya varios miles de pacientes sin atención especializada, abandonados a su suerte. Con ello se van a gravar enfermedades por su tardío diagnóstico en llegar a un especialista, lo que va a provocar más dolor y desasistencia a los pacientes andaluces.

Las listas de espera se han convertido en una asignatura pendiente del equipo del consejero Aguirre y están aumentando de manera exponencial, tal vez a la espera de regar de ingentes cantidades de dinero público a la sanidad privada para aligerarlas como ya ha pasado recientemente en la sierra de Cádiz con el concierto a las clínicas Pascual. Podemos estar ante el principio del fin de la sanidad pública andaluza tal y como la hemos conocido.

El grave problema de la falta de confidencialidad

Este sistema de teleasistencia del SAS hace aguas por los cuatro costados. Nunca será lo mismo ver un bulto en la piel de un usuario en vivo, tocándolo, palpándolo u oliéndolo en caso de infecciones, que a través de un dispositivo electrónico (ahora es peor: la atención del médico se hace con un teléfono analógico).

Dentro del apartado de consultas presenciales (según datos de Justicia por la Sanidad, solo un 40% del total en Atención Primaria), ese impedimento covidiano de no poder entrar directamente a la consulta de tu médico previo paso por la sala de espera y tener que quedarte en la calle hasta que un vigilante de seguridad o un administrativo te dé paso, a los cuales tienes que contarle tu dolencia, es una práctica que infringe nada más y nada menos que 10 leyes que hablan sobre la confidencialidad entre paciente y facultativo, así como de protección de datos personales, entre ellas la Constitución Española y el Estatuto de Autonomía para Andalucía:

Extracto de la Carta de los Derechos Fundamentales de la Unión Europea que demuestra que se está cometiendo una grave vulneración en Atención Primaria.

Está bien que refuercen Salud Responde, pero los centros de salud también requieren un refuerzo urgente. Hacen falta más líneas telefónicas para atender bien al usuario y, por supuesto, más personal.

Socorro Ricoy: «Hay personas que se han tirado una semana para que le cojan el teléfono»

Socorro Ricoy, médica de admisión y documentación y miembro de la junta directiva de Justicia por la Sanidad, lleva años denunciando el deficitario funcionamiento de la atención sanitaria en Andalucía.

Ahora que la AP está bajo mínimos, quiere dejar algunas cosas claras: «Con la consulta telefónica, ni se está atendiendo a más enfermos ni está siendo todo más rápido. Es mucho más lento. Hasta el 15 de septiembre hay efectivos sanitarios de vacaciones y solo hacen contratos de sustitución para cubrir alrededor de un 20%. Y no hay personal en la bolsa, porque no son condiciones laborales atractivas y se acaban yendo a otras comunidades autónomas o a la sanidad privada».

«A la Atención Primaria no le han dado ni un 8% del presupuesto total de la Consejería de Salud para 2020. Lo han volcado todo en Atención Hospitalaria. La AP no es el muro de contención que debe ser», apostilla Ricoy.


Comparte este artículo:

27 Comentarios

  1. Lo que dices en esta noticia no es cierto. El paciente no tiene por qué contar sus dolencias al administrativo, solo pide cita con su médico, con la diferencia que ésta es telefónica, y cuando el médico le llama le cuenta sus dolencias a éste, y él decide si tiene que verlo presencialmente o no. El administrativo no puede decidir si le ve el médico o no. Ese es el protocolo usado siempre, yo trabajo como celador conductor en centro de salud.

    • Paco Núñez Paco Núñez

      Tengo testimonios y evidencias de que es así. Que en su centro no se haga me parece estupendo, pero esa práctica que vulnera la confidencialidad médico-paciente se está haciendo tanto telefónicamente como en las famosas colas en la calle, porque, si no le cuentas al trabajador que sale a la puerta lo que te pasa (llámese administrativo, vigilante de seguridad, celador o enfermero; el médico nunca sale a cribar), no tienen forma de saber si tiene que ser una cita presencial o telefónica. Un saludo.

    • Es cierto lo que dice este Sr.,pero si se tarda 14 días en llamarme el médico y este a su vez le da cita presencial para x días más tarde, y posteriormente es remitido a especialistas. En qué país nos encontramos…. Se llegará a tiempo.
      Gracias por permitirme exponer mi punto de vista que debe ser coincidente con muchos ciudadanos.

      • Avatar Leonardo

        Esto no va de izquierdas ni de derechas, es la pérdida de conciencia de muchos profesionales sanitarios y administrativos de los centros de AP, lo más preocupante. Como sociedad no debemos permitir que se menoscabe cada vez más un sistema sanitario que era orgullo entre países de nuestro entorno. No hay justificación para hacer las cosas mal o dejarlas de hacer, Es obligación de todos renovar y cuidar nuestro sistema de salud.Son profesiones que entrañan sacrificio y amor por el prójimo. Quien no esté capacitado para ocupar una plaza de funcionario público con lo que ello representa, pues fuera. Necesitamos la dedicación y el esfuerzo de todos!.

  2. Esto pasa también en la Comunidad Valenciana, gobernada por la izquierda. Tengo un Centro de Salud en los locales debajo de mi casa en Alicante, y veo como todos los días se acumulan pacientes en la calle a la puerta del centro,porque a muchos no les dejan entrar, si su petición no justifica una consulta presencial.
    Los problemas de la Sanidad Andaluza vienen heredados de décadas de gobierno socialista, con listas de espera kilométricas escondidas en un cajón.

  3. Avatar Manuela

    El artículo se ciñe a la realidad actual y es tal como lo describe, hay una mala gestión y muchos intereses en derivar a la sanidad privada , no todo es covid , y los hospitales deben tener una parte zona limpia y otra de covid , hay que seguir atendiendo pacientes
    O dejamos que se mueran sin ser atendidos
    Por los especialistas ??

    • Avatar Juan José Silva Gallardo

      Es bastante cierto lo que se describe sobre la situación agobiante en AP, pero hay matices:

      1. Los centros sanitarios (y los sociosanitarios) siguen siendo lugares en los que el riesgo de contagio es mayor, influyendo en ello tanto el mayor tiempo de exposición como la mayor carga viral que en estos lugares se suelen producir.

      2. Las urgencias hospitalarias han descendido este verano un 25-30% en el SAS, probablemente por miedo de la población a resultar infectada.

      3. El funcionamiento de «Salud Responde» ha sido insuficiente. Debe aclararse a qué se debe esta circunstancia, y por qué sí se reforzará ahora.

      4. Las vacaciones del personal sanitario son imprescindibles, y más este año tras los duros momentos vividos en Primavera. Si no se disfrutasen en verano, difícilmente se podrían tomar en los restantes meses del año, más duros.

      5. La atención telefónica ha llegado para quedarse. Es imposible mantener el acceso libre y descontrolado como hasta ahora se ha desarrollado, ahora y cuando pase la pandemia, que esperemos sea pronto. Aparte de más recursos financieros (25% del presupuesto sanitario para Atención Primaria) y humanos (plantillas deficitarias) hace falta un nuevo modelo, más lógico y eficiente.

  4. Soy médico de familia. El funcionamiento es tal y como ha dicho nuestro compañero celador. Somos los médicos los que nos citamos directamente la demanda clínica presencial. La situación está desbordándose y los pacientes arremeten e insultan a los profesionales que son sufridores de la situación como los que más. Está es una situación nueva para nosotros y nos viene impuesta desde arriba. Nuestra vocación no es el teléfono sino el trato directo, cercano y humano que es la idiosincrasia de la atención primaria. Las jornadas son mucho más duras de lo que todos piensan. Los celadores y administrativos en primera línea sufren a diario multitud de agresiones verbales cuando menos. Ya veia yo con recelo tanto aplauso cuando llevamos años sufriendo presión por nuestros directivos y agresiones por usuarios. Nuestro trabajo es nuestra vocación y lamento toda esta situación, pero hay que adaptarse y seguir luchando por el bien de todos.
    Aunque no lo crean ponemos todo nuestro empeño en nuestro trabajo y quizás no lo vean pero cada día batallamos, muchas veces contracorriente,por aquellos pacientes que lo
    necesitan y ellos sí lo saben.
    La atención primaria siempre ha sido un puente con el resto de la sanidad pero si ese puente se resquebraja desde luego no es por nuestra parte

    • Paco Núñez Paco Núñez

      Claro, los profesionales sanitarios sois víctimas de la mala gestión de los de arriba. El paciente la paga con vosotros, pero solo sois el daño colateral de una nefasta planificación de la sanidad pública. Es intolerable. Aunque hay mucha gente que ya se ha dado cuenta y que apunta sus reclamaciones por escrito en la dirección correcta: a la gerencia del SAS y a la cúpula de la Consejería de Salud. Un fuerte abrazo y mucho ánimo.

      • La atención telefónica de facultativo..funciona…lo que no funciona es las urgencias…no puedes dejar a un administrativo que decida si es urgente o no la consulta…eso lo puede hacer una enfermera que valore la dolencia…solo pedimos los ciudadanos que se nos atienda…parece que vamos al ambulatorio para que nos crean de que estamos mal y por eso no hemos llamado…una cistitis no puede demorarse 24 horas porque lo decide un administrativo…ni una baja por lumbago que me invitan a volver cuando no puedo moverme…he llorado de impotencia ante una situación surrealista…y me han dicho que me calmara…solo quiero que funcione de nuevo todo…mas personal …no se si es la solución…asi no esta funcionando…el puente se hundió y nadie sabe arreglarlo

    • Doy mi visión, me llama la rastreadora y me confina pq una compañera de trabajo da positivo desde el pasado sabado, le pregunto que si ella internamente comunica a sanidad mi situación para pedir la PCR y la baja y me dice que no ( primer defecto). Cojo cita con la app y me la dan para dentro de 18 días, llamo a mi centro salud y no me lo cogen. Llamo a salud responde doy mis datos y se cuelga varias veces, llamo al teléfono del covid y soy honesto y digo que no te tengo síntomas, y me pasa con varias locuciones o con salud responde y vuelta a empezar. Vuelvo a llamar al teléfono del covid y miento y digo que tengo síntomas, después de hablar con tres personas distintas, me dicen que llame a mi centro salud. El lunes antes de las 8 empiezo a llamar con dos teléfonos y mando a un familiar ala vez ( no todo el mundo tiene la suerte o posiblidad de pedir un favor a un tercero) al centro salud, ni ella ni yo conseguimos cita para la baja, pero si para la PCR, al día siguiente ocurre igual. Al tercer día, consigo cita, me llama mi médico, me da la baja errónea desde el miércoles, cuando tendría que ser desde el sábado, la llamada se corta, espero media hora y no me devuelve la llamada,llamo al centro de salud le digo lo que ocurre, me vuelve a llamar y no es capaz de preguntarme que me envíe la baja por correo electrónico. Por cierto el escrito para la PCR lo ha de recoger físicamente otro familiar. O sea no queremos que haya aglomeraciones de personas dos p… papeles hay que recoger en persona cuando yo no me puedo mover. No todo es dinero, y la atención de mi medico es pésima. Además lo que me cuenta la enfermera y el médico que me pasará si doy positivo o negativo no coincide, ni ellos tienen el protocolo claro. Otra cosa la rastreadora me dice que me aísle pero que mi mujer y mis niñas hagan vida normal, obviamente por responsabilidad mis niñas no han ido al colegio por si acaso. Con esta forma de trabajar pocos rebrotes hay.

  5. Avatar Jose Manuel

    Es incomprensible que este consejero de salud este aun en su cargo,despues de como se encuentran los ambulatorios andaluces,que mas tiene que ocurrir?

    • Avatar Virginia

      Estoy totalmente de acuerdo con el artículo ya que lo llevo viviendo durante un tiempo. La culpa no será de ellos pero la atención está claro que está siendo pésima. Y ahora que empieza el colegio, que me parece por cierto una locura, tengo 3 hijos. Veremos a ver cuando los niños empiecen a ponerse enfermos las que tendremos que pasar para coger cita y poder llevarlos a que los atiendan. Este país es de vergüenza la mala gestión que lleva para todo.

  6. Todo la razón.
    Hay muy buenos profesionales, pero cuando no se dirige bien, hasta los buenos se enganchan al carro de los malos.
    Este verano daba miedo ir a cualquier centro de salud. Estaban vacíos, los médicos deambulaban por ellos, haciendo poco y los pacientes en sus casas sin atención médica.
    La Covid es una cosa… pero la atención a los enfermos no se puede aplazar. Mucha gente ve empeorada su calidad de vida.

  7. Avatar Jerónimo Cuenca

    Gente sin experiencia en gestión sanitaria? En el SAS y en toda España. Qué sabe el ministro de Sanidad, filósofo de profesión, de cualquier cosa referente a sistema sanitario. Infórmate en directo sobre el funcionamiento de los centros de salud, y no por lo que te cuenten los demás. No defiendo a ningún dirigente político, ni de la Junta de Andalucía ni de ninguna zona de este país. La inutilidad de los políticos es lo que nos ha llevado a estar a la cola de Europa en todas las desgracias. Pero publicar mentiras no ayuda a mejorar la situación.

    • Paco Núñez Paco Núñez

      No permito que insulte mi trabajo. EL LIBRE nunca publica mentiras. Nosotros basamos nuestro trabajo en la investigación y en conseguir testimonios valiosos que vivan los sucesos de primera mano. Usted no tiene ni idea de lo que es el periodismo riguroso, así que no meta a EL LIBRE en el mismo saco que a otros medios sensacionalistas cuya labor sí es criticable porque están apesebrados o porque buscan el clic fácil. La realidad en Atención Primaria es tal cual la he contado en el artículo. Si se fija, cuento también lo bueno: el refuerzo que va a hacer el Ejecutivo andaluz en Salud Responde, que quizá no sea suficiente para evitar el caos que vendrá en noviembre. Evidentemente, habrá centros de salud que funcionen más o menos bien, pero no es la generalidad y cualquiera puede comprobarlo en Twitter y Facebook, donde hay cientos de personas que se quejan amargamente de que no les cogen el teléfono y de todas las anomalías que denuncio en el artículo. Es fácil insultar, pero usted no aporta ninguna prueba de que lo que yo cuento es mentira. ¿Sabe por qué? Porque no puede. EL LIBRE es el periódico de la verdad, la voz de un pueblo hastiado de tanta injusticia, por mucho que a los fanáticos de la partidocracia les duela.

  8. Avatar Carmen Moreno

    Soy enfermera de un Centro de Salud en Jaén capital, no se hacen colas en la calle ni nadie pregunta en la puerta a qué viene usted, los usuarios piden su cita en admision, por Salud responde a un teleoperador o por la APP y el médico es quien atiende telefónicamente al paciente, y decide si tiene que hacer consulta presencial en consulta o en su domicilio

  9. Doy fe, porque lo he vivido en estos días , mi centro de salud no coge el teléfono nunca en estas dos últimas semanas, salud responde te dice , te llamarán en 24 o 48 horas,tardaron 4 días y eso que era para un tema d coronavirus, el PCR tardo 1 semana en dar resultados, los rastreadores cuando se ponen en contacto ya han pasado 15 días es decir los días d aislamiento,un sin sentido, una dejadez increíble, sin recursos, sin personal,con la salud no se juega, la única con cordura la epimidiologa .

    • Avatar M.Carmen García Maldonado

      Soy enfermera, y sí he sufrido colas de una hora y media en mi centro de salud como usuaria para pedir cita , imposible por teléfono, o para recoger un alta que no me envían por email.
      Y sí pregunta el administrativo del mostrador cual es el.problema que tenemos. Y no me parece el lugar adecuado( un mostrador), ni la persona a la que yo tenga que contar lo que me pasa
      Y OCURRE.

  10. Avatar María Francisca Ortega

    Trabajo de sus administrativo en urgencias de un hospital comarcal, se hace prefiero en la entrada de urgencias por un enfermero, delante del celador y de toda la Sala de espera, para cribar a los pacientes respiratorios directamente a Sala de espera de respiratorio, sin que tengan que entrar a la sala de espera convencional o a consulta de filtro, para no mezclar pacientes , no se contaminen la Sala ni la consulta y que tengan un circuito diferenciado. Que se vulnerabilidad la confidencialidad? Si, pero prima la rapidez y la eficacia, la salud y la prevención, estamos en tiempos de Sanidad de guerra, excepcionales.

  11. Avatar Virginia

    Tiene guasa que se te ponga tu hijo malo con fiebre y te manden un antibiotico sin ni si quiera verlo. Te ves con las manos atadas y se lo tienes que dar ya que no queda otra.

  12. El artículo expresa la realidad de lo que está pasando en la atención primaria. Hay una muy mala organización.
    El problema es que no hay unas directrices únicas y claras para todos los centros, a los dirigentes les vienen grande está situación.
    Aparte de que quieren ahorrar no sustituyendo al personal que está de vacaciones.

  13. No es del todo cierto lo que se dice, en ningún momento se les pregunta nada de su estado de salud, solo los datos necesarios para darle la cita que necesita , administrativa o telefónica, la presencial la cita el médico, es verdad que los facultativos y facultativas se desviven con los y las pacientes que conocen y saben que necesita atención , también acuden al domicilio se lo ve necesario y si lo pide la familia del o la paciente, se hacen muchas más atenciones de las que se cuentan, yo soy Técnico de enfermedades y hago todo lo que está en mi mano para facilitar la atención a los ciudadanos y ciudadanas .

  14. Avatar Usuaria

    Soy usuario de un centro de salud en Cádiz que por desgracia tengo un familiar enfermo que necesita de cambios en la medicación. Salud responde da cita a 10 o 11 dias vista, cuando no te deriva directamente al centro de salud que después de un par de días llamando a lo mejor contestan. Después del periplo, el médico no llama el día de la cita y vuelta a empezar.

  15. Avatar Rafae delgado rueda

    Es una vergüenza lo que está haciendo el SAS,cuando vas al centro de AP el funcionario dice que está sobrecargado, y lo entiendo,pero qué pasa con los médicos de cabecera , ¿ se los ha tragado la tierra?.A mi me dieron cita para un determinado día y hora.¿ que pasó,?que el médico me hizo dos llamadas a las 8 ,59 me cogió en la ducha y hasta hoy.
    Creo que deben dejar más dinero para todo esto y que se dejen ya ( los politicos) de tener tantas prebendas.Ello los ponemos para servir,y lo que hacen es servirse ellos
    UNA VERGUENZA

  16. Avatar Juan José

    Es un desbarajuste total. Yo no soy de ningún partido político y hablo desde la neutralidad. Los hechos son los.hechos y es bastante evidente que.algo no va bien porque entonces no habría tantas quejas. Lo que el SAS debe hacer es corregir y organizar este problema que se ha planteado de parte de todas las personas ( incluidos personas de diferentes ideologías que ha tenido algún problema). No.hagamos una tormenta en un vaso.de.agua sino que se trabaje para solucionar el problema de.Sanidad.

  17. Avatar Mariano

    El SAS cuenta actualmente con unos 360 Trabajadores Sociales en Atención Primaria (incluida Salud mental) y unos 200 en Hospitales. Con experiencia previa en muchos casos de rastreo de Tuberculosos (TBC), Enfermedades de Transmisión Sexual (ETS), Lepra, Sarna, VIH/SIDA, que se han formado y se han ofrecido a colaborar en las tareas de rastreo como un miembro más del EQUIPO. NI PUTO CASO. En el SAS hay además caso 100 Centros de Salud que NO cuentan con la figura de Trabajo Social a tiempo completo, a compartir con otro centro. Y numerosas BAJAS sin cubrir, algunas hace años. Pese a recibir fondos europeos para REFORZAR la Atención Primaria, y pese a evidenciarse que esta crisis, además de sanitaria es SOCIAL, el SAS sigue sin cubrir estas plazas y sin optimizar los recursos profesionales que tiene. Valiente gestión sanitaria…..

Comenta la noticia

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*