Salud

Apagón informático (y de gestión de citas) en el SAS

Comparte este artículo:

Las quejas de usuarios y profesionales sanitarios son continuas. Dos días con el Diraya caído. Además, la usuaria María del Carmen cuenta para EL LIBRE un caso de gestión de citas lamentable que ha vivido en sus carnes y que también ha afectado a su padre

La informática no parece ser el fuerte de la Junta de Andalucía. Tras los colapsos de la Web del Empleado Público en enero y el del Programa Séneca para la matriculación de alumnos de la Consejería de Educación, le llega el turno al Programa Diraya del Servicio Andaluz de Salud, que ha estado dando problemas desde su implantación, porque los servidores instalados no tenían la capacidad suficiente para albergar el tráfico de todo el sistema de la sanidad pública andaluza.

La Red Corporativa de la Junta de Andalucía conecta todas las redes locales de los centros con el Centro de Tratamiento de la Información ubicado en la Isla de la Cartuja de Sevilla, convirtiéndose en una WAN (Wide Area Network en inglés), una red de computadoras que une varias redes locales. Pero su eficiencia deja mucho que desear.

Diraya es el sistema que se utiliza en el Servicio Andaluz de Salud como soporte de la historia clínica electrónica. «Integra toda la información de salud de cada una de las personas atendidas en los centros sanitarios, para que esté disponible en el lugar y momento en que sea necesario para atenderle, y sirve también para la gestión del sistema sanitario», explican en la web del SAS. Todo esto no se ha cumplido durante 48 horas largas, desde el lunes hasta el miércoles. Y los problemas coletean aún hoy.

Comunicado con poco que comunicar

El servicio de comunicación de la Consejería de Salud mandó ayer una escueta nota en la que no explicaban el motivo de la caída del sistema: «Se ha producido una interrupción temporal en el funcionamiento del sistema Diraya por una avería que ha afectado fundamentalmente al módulo de acceso a Atención Primaria y a Urgencias Hospitalarias. El caso de las Urgencias ya ha sido resuelto y se está trabajando para restablecer totalmente el servicio en Primaria, que ahora mismo se encuentra al 90%, lo antes posible».

«La Consejería de Salud y Familias agradece a profesionales y usuarios su comprensión y colaboración ante esta incidencia y pide disculpas por las posibles molestias que esta interrupción temporal ha podido ocasionar», finalizaba el comunicado. Más que «posibles molestias» ha causado este nuevo fallo informático de la Junta de Andalucía a raíz de las quejas de profesionales y usuarios en las redes sociales:

Los profesionales reconocían en Twitter la dureza de la situación, tratando de atender a los pacientes lo mejor posible dadas las circunstancias:

Algunos usuarios se han mostrado más críticos, llamando «porquería» al programa Diraya que la Junta vendió en su día como la panacea informática del siglo XXI. Esta profesional sanitaria del Distrito Costa del Sol mostró toda su indignación en un tuit:

Nefasta gestión de citas

La usuaria del SAS María del Carmen está indignada y cuenta el caos que es ahora mismo la gestión de las citas en el Sistema Andaluz de Salud por los múltiples factores mencionados en artículos anteriores (falta de personal, fallos informáticos, discriminación laboral, decisiones de gestión erróneas…): «Mi padre, ayer 8 de julio, fue a su consulta programada de Traumatología y, al cabo de hora y cuarto esperando, nos dijeron que nos habían llamado el día anterior para decirnos que, en vez de ir el día 8 de julio a las 11 de la mañana, nos cambiaban la cita al día 7 de julio por la tarde, cosa que no es cierta. Hicimos un viaje en vano porque, además, somos de un pueblo que queda a 60 km de Sevilla«.

Pero aquí no queda la cosa. María del Carmen revela que el médico ha logrado verla a ella de chiripa: «También yo tenía hoy, 9 de julio, cita en Oftalmología y no me han mandado carta ni cita telefónica. Sólo que otro especialista me comentó dicha cita y por eso he acudido. Porque si no hubiese sido así, habría perdido mi cita y la cosa allí está como para recuperar una cita. Puro desastre».


Comparte este artículo:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*