2018 votoinfo

Los candidatos al Gobierno deberían ser los más preparados.

Opinión, Política

Objetivo: buscar fórmulas de gobierno más representativas

Comparte este artículo:

Estamos antes perspectivas nuevas y desconocidas, pero tenemos que avanzar por el camino de buscar fórmulas que permitan combinar las técnicas actuales con nuevos horizontes y nuevas fórmulas imaginativas que nos ayuden a conseguir estos objetivos

El artículo 23 de la Constitución Española es claro: «Los ciudadanos tienen el derecho a participar en los asuntos públicos, directamente o por medio de representantes, libremente elegidos en elecciones periódicas por sufragio universal. Asimismo, tienen derecho a acceder en condiciones de igualdad a las funciones y cargos públicos, con los requisitos que señalen las leyes».

Así la Ley Orgánica 5/1985, de Régimen Electoral General, regula en su artículo segundo y siguientes el ejercicio del derecho del sufragio activo y en los artículos sexto y séptimo el derecho de sufragio pasivo y es aquí donde, a mi entender, se deberían endurecer las condiciones para ser elegible en el sentido de arbitrar algún tipo de mecanismo que posibilite el acceso de los más capacitados, los más sabios, los más inteligentes y los más experimentados. No se trata de privar a nadie del acceso, sólo que lo hagan los que reúnan los requisitos que se determinen.

La igualdad no se debe ver menoscabada porque todos estamos situados en la misma línea de salida lo que no quiere decir que todos entremos al mismo tiempo en la meta. Todos hemos oído entrevistas en las que se pregunta a algún político por qué su dedicación a la vida pública y no tienen ningún tipo de reparo para invocar su gran vocación de servicio a la ciudadanía y al interés general siendo que tales extremos sean posible de detectar mediante las oportunas entrevistas personales y test psicotécnicos llevados a cabo por sicólogos experimentados que formen parte del tribunal que deba evaluar a los aspirantes.

No se debería exigir lo mismo al que aspira a dedicarse a la vida municipal que al que aspira a un Ministerio o similar

Se hace absolutamente necesario que, el que se quiera dedicar a la gestión de los intereses de los ciudadanos, sufra un proceso gradual en su curriculum que irá aumentando en la medida que lo vaya haciendo su distinto grado de responsabilidad; no se debería exigir lo mismo al que aspira a dedicarse a la vida municipal que al que aspira a un Ministerio o similar.

En este sentido, nos puede servir de referencia la Escuela Nacional de Administración de Francia (ENA), centro de formación de las élites que representan la excelencia del funcionariado francés.

Hoy nos enfrentamos a situaciones complicadas como puede ser la terminación del proyecto de construcción de la Unión Europea que tantos beneficios nos ha reportado hasta el día de hoy y que, sin embargo, estamos viendo cómo este se tambalea y está en entredicho; se está
empezando a hablar de desglobalización y esto es muy preocupante. ¿Volveremos al pasado, damos marcha atrás o miramos al frente y juntos acometemos las reformas necesarias para nuestro progreso?

Esta crisis sanitaria también está poniendo de manifiesto la debilidad de ciertas estructuras de la sociedad y del mismo Estado. ¿La situación económica que se avecina la resolverán personas que hace dos días eran cajeras de un supermercado? Me temo que no, no podemos permanecer impasibles ante esta apremiante situación y tenemos que ponernos a hacer toda la tarea que tenemos por delante que no es poca, pero dirigidos por los más capacitados, por los más inteligentes, por los más sabios.


Comparte este artículo:

One Comment

  1. Avatar Jesus Rodriguez

    En mi opinion para poder acceder a presentarse a un puesto de diputado o senador se tendria que pasar una determinada prueba de certificacion de capacitación y otras mas extensas aún para ser ministro o presidente (Titulación específica en el area que va a gestionar, experiencia demostrada, idiomas, etc… La pega que pondrian los más criticos sería que los más desfavorecidos socialmente no podrian llegar nunca a ser diputados, senadores o ministros pero esto quedaria resuelto con la obligatoriedad por ley de la existencia de una educación universitaria pública gratuita (más o menos lo que ya existe hoy). Todo esto no garantizaria que las personas que superaran los requisitos lo fueran hacer bien pero al menis descarta a aquellos que lo van a hacer mal si o si

Comenta la noticia

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*