julia paloma hergueta

La gerente del Infanta Elena, Julia Paloma Hergueta.

Salud

Las enfermeras del Infanta Elena protestan ante los cambios de turno decididos «unilateralmente» por la gerente

Comparte este artículo:

La máxima responsable de este centro hospitalario onubense, Julia Paloma Hergueta, ha comunicado a todas las enfermeras que tienen que trabajar seis días a la semana (siete horas cada día) en lugar de dos días (12 horas cada jornada), con lo que «el riesgo de contagio aumenta, es peor para la conciliación y aumenta la posibilidad de tener un accidente in itinere«, en palabras de Sara Rodríguez, presidenta de la junta de personal del hospital, que pide el cese de Hergueta

Sara es portavoz de las 341 enfermeras y auxiliares que trabajan en este centro onubense. Ayer realizaron una protesta en su propio trabajo, y hoy una cacerolada, porque van a dejar de trabajar en dos turnos de 12 horas a la semana, que hasta ahora ha demostrado su efectividad, y van a pasar a otro régimen que aumenta el peligro de exposición al coronavirus. Están indignadas y el motivo es el comunicado de la gerente, que señala que, dentro de su Plan de Contingencia ante el coronavirus y con el objetivo de «gestionar de la manera más eficiente y segura posible la atención sanitaria, sobre todo en un contexto de posible extensión de la enfermedad, el centro hospitalario tiene la responsabilidad de establecer los turnos de trabajo más convenientes para la asistencia a los pacientes y para la cobertura de la plantilla, en previsión de que pueda sufrir bajas durante este periodo. Por ello, la dirección del centro entiende que el turno de siete horas disminuye el cansancio del profesional y los errores que esto conlleva y aumenta la seguridad del paciente».

La versión de las profesionales es muy diferente. Sara Rodríguez, presidenta de la junta de personal del Hospital Infanta Elena y delegada de Prevención del sindicato Satse en el Infanta y en el Juan Ramón Jiménez, habla claro sobre los hechos acontecidos: «Esto lo ha decidido la gerente unilateralmente. Con este cambio, aumenta el riesgo de contagio, es peor para la conciliación familiar y aumenta el riesgo de accidentes in itinere. El riesgo biológico y psicosocial al que nos están sometiendo es brutal. Solo pedimos un poquito de humanidad. Ya tenemos bastante estrés, desasosiego e incertidumbre. Somos el ejército de esta batalla contra el coronavirus«.

Aunque Hergueta mantiene que las contrataciones «se realizarán en función de las necesidades que se vayan detectando», Rodríguez revela que la gerente le ha dicho que «no va a contratar a ningún profesional sanitario»

Por su parte, Julia Paloma Hergueta también quiere destacar que el centro hospitalario «cuenta con todas las alas de hospitalización en funcionamiento, si bien está previsto en los próximos días, dentro de las numerosas medidas que está desarrollando el centro hospitalario para hacer frente a esta epidemia, que se deje en reserva el ala derecha de la segunda planta de hospitalización, precisamente para dar respuesta al previsible aumento de ingresos que se esperan a consecuencia de la extensión del coronavirus. En cuanto a la contratación de más personal, desde la dirección se ha asegurado que éstas se realizarán en función de las necesidades que se vayan detectando».

Un Plan de Contingencia «no avalado»

En este sentido, Sara Rodríguez denuncia que el Plan de Contingencia del Infanta Elena «no está avalado por no existir ninguna evaluación de riesgo biológico (aunque ya se ha solicitado) en ninguna unidad ni categoría». Por todo esto, «y por la actitud que viene desarrollando desde su nombramiento», la junta de personal del Infanta Elena pide «el cese de la gerente y que se mantenga abierta el ala derecha de la segunda planta con su personal habitual».

Casos sospechosos no aislados

Además, Rodríguez denuncia que «hay otras plantas que no vienen contempladas en el Plan de Contingencia en las que se están tratando casos sospechosos; mientras se confirman las pruebas, están en otras unidades» con el perjuicio ingente que eso supondría, en el caso de que los resultados den positivo, para la rápida propagación del coronavirus.

La fachada del Hospital Infanta Elena de Huelva.

Otro de los problemas graves que destaca la presidenta de la junta de personal es la falta de formación adecuada de algunos profesionales con respecto al protocolo del coronavirus, a los que mandan a tratar a esos casos sospechosos y tienen que tirar de móvil para preguntar a otros enfermeros: «¿Qué hago? Esto no lo he hecho en mi vida».

«Hay otras plantas que no vienen contempladas en el Plan de Contingencia en las que se están tratando casos sospechosos»

«Esto es una batalla de riesgo y de salud laboral. La señora Hergueta quería hacer este cambio de turno desde antes de Navidad y ha aprovechado estas circunstancias para hacerlo», admite Rodríguez. Aunque Hergueta mantiene en su comunicado que las contrataciones «se realizarán en función de las necesidades que se vayan detectando», Rodríguez mantiene que la gerente le ha dicho que «no va a contratar a ningún profesional sanitario y hay 22 de la división de Enfermería que acaban contrato el 30 de marzo». «Hergueta quedó segunda de Andalucía el año pasado en la lista de hospitales más ahorrativos y este año parece que quiere la medalla de oro«, sentencia la presidenta de la junta de personal del Infanta Elena.


Comparte este artículo:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*