ignorancia

Un dibujo que refleja la importancia de culturizarse.

Opinión, Sociedad

El cáncer de la sociedad resulta ser la ignorancia

Comparte este artículo:

Hace unos días, participando en una charla con un antiguo alumno, me quedé verdaderamente admirado de las opiniones tan coherentes y lúcidas, ante la situación de debilitamiento o declive de nuestras sociedades supuestamente democráticas

Me decía: «En una era en la que todo el conocimiento lo tenemos al alcance de la mano, el cáncer de la sociedad resulta ser la ignorancia». Y más adelante apostillaba: «Es más fácil gobernar a ciudadanos sin cultura, sin educación, sin valores y enfrentados bajo falsos dilemas, que mirar al futuro y trabajar para construir una sociedad avanzada». 

Es un verdadero orgullo para mí haber participado en la tarea educativa durante casi cuarenta años en la formación de cientos de alumnos, bien formados en una amplísima gama de profesiones y que ocupan puestos de responsabilidad en cualquier punto de nuestro planeta. Ellos hacen que nuestra sociedad avance, transmitiendo esas enseñanzas y formación que recibieron, para que permanezca la libertad que tanto costó conseguir a principios del siglo XX. No olvidemos nunca que las dos guerras mundiales dejaron más de cien millones de muertos en todos los escenarios del mundo. 

¿Y ahora que nos está ocurriendo? ¿Volvemos a la insensatez, egoísmo e imposiciones dictatoriales? 

Faltan relaciones presenciales

En esta sociedad desmesuradamente expresiva en las redes sociales y que, en el contexto próximo, está falto de relaciones, y cada vez más, de cariño, es impropio adherirse a lo material y ficticio. Inculquemos e invirtamos en fomentar el conocimiento en todos los medios a nuestro alcance, impulsemos el deporte y, sobre todo, el diálogo entre familias y amistades.  

Verdaderamente estamos en una sociedad llena de etiquetas, poder, miedo, dominación de una minoría hacia el resto, que fomentan y aceptan calumnias y engaños. Estamos faltos de una atención y apego que harían que nuestra avenencia y trato con los demás fueran más humanos. 


Comparte este artículo:

4 comentarios

  1. Avatar Salvador

    Benito Spinosa advirtió que el sometimiento a un orden o a unas costumbres extranjeras entrañaban el riesgo de decadencia y, finalmente, de servidumbre.

    Nuestras élites políticas e intelectuales son las responsables y están llevando a España, una vez más, al destino de las miserias y de los conflictos sociales.

    Los conflictos sociales suelen terminar muchas veces pisando las líneas del NO retorno y, aún hoy día, la gran mayoría no es consciente de las reglas reales que imperan en este puñetero mundo. La maquinaria de propaganda idealista los tiene abducidos.

    Un saludo.

  2. Avatar José Ramón Talero Islán

    Salvador, muchas gracias por su opinión. Verdaderamente lo que expone es así. Saludos cordiales.

  3. Avatar Gelespozo

    El cáncer de la sociedad es la avaricia.
    El humano sabe que no vive más que una vida y quiere que ésta no se le escape de las manos. No disfrutamos en la miseria lo hacemos cuando tenemos el estómago lleno,podemos disfrutar de bonitos paisajes, y también lo hacemos viendo que nuestros hijos están bien situados.
    El humano cada vez pone más alto el listón de la felicidad, no se conforma con tener algo y luchar por ello, quiere que le den facilidades para obtener todo lo que desea, antes de que se vaya sin haberlo conseguido.

    La economía es la principal motivación de la humanidad, tener dinero supone ir bien por la vida, con la cabeza alta y con autoridad.

    Ningún país se quiere ver sometido a la miseria, ningún rico abandona el dinero en otras manos, y para otras causas

    Dame todo el dinero que yo haré con él mi mundo.

    Los países luchan por la economía y es esta la que ofrece los valores a la sociedad.

    Es esta y las manos en la que está las que nos llevan a la guerra y la que nos pone de rodillas ante sus deseos.

    Seguramente moriremos. Adiós humanidad, hicimos lo que pudimos para conservarla en este mundo cruel y salvaje.

  4. Avatar Lucía Ramos

    Chapó por su comentario, Gelespozo;
    ha señalado la pathología que destruye
    a la especie humana, la enfermedad que
    engendra y hereda con consciencia y mucho
    deseo también: la endogamia.
    Ojalá terminen como los dinosaurios…
    pero que desaparezcan sin dejar huella, o sea, que no sean dignos ni de estudio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*